El despiste en el embarazo

Tiempo de lectura: 5 minutos

Algo de lo que me advirtieron cuando me quede embarazada, fue que durante este periodo estaría más despistada. Sin embargo, al ver pasar las semanas y notarme prácticamente igual en ese sentido pensé que a mí no me pasaría. Pero sí, el mito del despiste estando embarazada llegó a mí hace unas semanas, en este tercer trimestre y con todo su esplendor. Casi sin darme cuenta pasaba a no recordar cuándo había quedado con alguna amiga, qué tenía pensado hacer de comer para mañana o cosas tan simples como poner una lavadora y tenderla.

Puede que el motivo sea porque sí… He buscado información sobre ello para no sentirme la embarazada más rara del mundo, aunque mi bebé está a punto de llegar al mundo y yo no puedo estar más ilusionada. La gente no para de escribirnos mensajes preguntando cómo estamos, cuándo es la próxima visita, qué día nacerá, y a mi cualquier cosa me recuerda a él… y claro, mi cabeza sólo piensa en eso: Gael está a punto de cambiar nuestras vidas.

Despistes en el embarazo

El caso es que me puse manos a la obra para no ser tan despistada ni olvidadiza, organizándome cada noche el día siguiente o incluso la semana entera. Y ahora ya tengo mis trucos para no olvidarme de nada:

  • Mi agenda: Sin duda mi gran aliada. Está llena de post-its de color amarillo con pequeñas anotaciones sobre los vídeos que tengo que subir durante la semana, o si tengo pensado grabar algo en especial, también me lo apunto (no vaya a ser que mi mágica memoria olvide un tema interesante del que quiero hablar en el próximo vídeo). Dado que en este último trimestre de embarazo las visitas al médico han aumentado, todas están apuntadas (incluso he llegado a sacar la agenda en el médico para apuntarlo en ese mismo instante… por si lo olvidase de camino a casa. Si he quedado con amigos o compañeros de trabajo, todo lo apunto con la hora y el lugar exactos; ahora que tengo más tiempo libre y mi vida social está en su pleno auge es imposible recordar con quien y cuando he quedado. Y si tengo que llamar a alguien o mandar un mensaje… Lo apunto también.
  • Notas por casa: Si, y digo por casa porque puedo ponerme una nota en el mármol de la cocina para recordar que he puesto una lavadora y la tengo que tender, en el lavabo para acordarme de comprar pasta de dientes, en mi escritorio o en la mesa del comedor para recordar algo que tengo que hacer. Las notas también me sirven para acordarme de decirle algo a Gabi por la mañana, ya que a veces se va a dormir y si se me ocurre algún sitio para ir a comer el fin de semana y no lo apunto al instante, a la mañana siguiente mis sábanas han almacenado mi memoria y han hecho que yo me olvide de todo lo que tenía pensado.
  • Menú semanal: En nuestra cocina hay un armario de cristal y tuve la grandísima idea de usarlo como pizarra. En él decidí hacer el menú de la semana, poniendo las comidas y las cenas de lunes a viernes (sábados y domingos los dejamos libres según vaya surgiendo la semana para poder quedar con amigos y familia). Los domingos por la noche mientras Gabi y yo hacemos la cena, aprovechamos y escribimos en un papel »en sucio» qué comeremos a lo largo de la semana según las cosas que tengamos en la nevera y el congelador. Así, la noche de antes podemos sacar la carne o el pescado que queramos hacer al día siguiente, para apuntarlo después en el armario. Además, así ahorramos porque gastamos siempre todo lo que tenemos en la nevera antes de ir a comprar nada y, si falta algo, al día siguiente puedo hacerme la lista de la compra de las cosas que harán falta durante la semana. Y aunque la compra »grande» se hace una vez al mes, cada semana compramos la fruta, verdura, carne y pescado.

Despistes en el embarazo Happy Ohana

  • Libreta Happy Ohana: últimamente recibimos muchos mails, comentarios, mensajes por Facebook, Instagram, Twitter… y claro, organizarse cuándo responderlos necesita de una libreta, sobre todo para mi gran memoria de pez. Además, si nos van surgiendo ideas sobre posibles vídeos como el “50 cosas sobre mí”, va genial apuntar qué decir en ese vídeo. Si nos piden algún tema en concreto, también lo apuntamos para poder sacarlo en algún blog o hacer un vídeo específico. La libreta Happy Ohana también va muy bien para apuntar si alguna tienda quiere hacer una colaboración: Gabi y yo apuntamos la web para ojearla antes de contestar y decidimos si nos gusta para poder sacarla en los vídeos o en nuestras redes sociales.
  • Las listas: Todo tipo de listas. La de la compra, aquella donde apunto qué necesito para la bolsa del hospital (tanto de Gael como mía) o la lista de qué tareas debo hacer durante la semana. Voy guardando esas listas en mi mágica agenda para ir teniendo todo bien organizado y no olvidarme de nada.
  • El móvil: como no podía ser de otra manera, el móvil tenía que formar parte de mis trucos para no olvidarme algo. A veces, algo tan simple como ponerme una alarma para recordar que había apuntado en la agenda la quedada con una amiga dentro de unas horas. Y es que según cómo surja el día, me levanto sabiendo que he quedado a las 16h con alguien (porque lo he mirado en la agenda al despertarme, por supuesto) y al medio día ya estoy pensando en qué hacer esa tarde, olvidando que ya he quedado. Así que en cuanto lo miro por la mañana, a veces me va bien ponerme una alarma para recordar que tengo la tarde ocupada.

Despistes en el embarazo Happy Ohana

En general las cosas básicas del día a día, en alguna ocasión han formado parte de un segundo plano. Y he tenido que optar por estos trucos para no dejar de hacer nada que tuviese planeado. Ahora ya estoy acostumbrada a decirle a Gabi: »mañana he quedado con mi cuñada», »tengo que comprar plátanos para mis batidos mañaneros» y su respuesta es siempre la misma: »APÚNTALO porque se te va a olvidar».

Y si, la razón de todo esto tiene nombre y apellidos… GAEL.

Él es ahora mi prioridad: su habitación, su ropita, mis búsquedas de ideas para hacer manualidades, etc. Y es que ya falta tan poco para tenerlo en nuestros brazos que, aunque el mundo sigue girando como siempre, mi cabeza solo puede estar pendiente de cada movimiento de barriga o de las cosas que haré cuando Gael nazca.

Eso sí, todo lo que tiene relación con Gael no se me olvida… (Aunque, por si acaso, lo apunto 😉

Noelia (Happy Ohana)

DT

Igual te interesa seguir un rato

Algo de lo que me advirtieron cuando me quede embarazada, fue que durante este periodo estaría más despistada. Sin embargo, al ver pasar las...
Leer más
Algo de lo que me advirtieron cuando me quede embarazada, fue que durante este periodo estaría más despistada. Sin embargo, al ver pasar las...
Leer más
Algo de lo que me advirtieron cuando me quede embarazada, fue que durante este periodo estaría más despistada. Sin embargo, al ver pasar las...
Leer más
Algo de lo que me advirtieron cuando me quede embarazada, fue que durante este periodo estaría más despistada. Sin embargo, al ver pasar las...
Leer más