La ropita del bebé

Tiempo de lectura: 2 minutos

Comprar la ropa para el bebé les hace mucha ilusión a todos los papás, y a menudo se convierte en un buen regalo.

A la hora de comprar, hay que tener en cuenta varias cosas. Primero, la cantidad de prendas que vamos a adquirir. No compremos en exceso, los niños crecen muy rápido, y en tres meses la ropita que el bebé utilizó en los primeros días ya no le sirve. Tenemos que renovarla constantemente.

Si compramos ropita estando embarazada, tenemos que tener en cuenta si el bebé nacerá en verano, invierno, primavera u otoño. La ropa va por temporadas igual que para un adulto y tenemos que comprar las prendas adecuadas para cada época del año.

Nos tenemos que fijar también en los tejidos. Para los bebés lo más recomendable son los tejidos naturales, sobre todo algodón. Las tiendas especializadas en ropa infantil disponen de este tipo de materiales y no vamos a tener ningún problema en este aspecto.

Post La ropa del bebé

También tenemos que prestar atención a los cuidados de la ropita de nuestro hijo. Hay que lavarla en la lavadora, utilizando productos específicos, para evitar alergias o irritaciones en la delicada piel del bebé.

En cuanto a la plancha, las prendas de vestir sí que pueden requerir un planchado, mientras que los bodys y pijamas no lo necesitan.

En definitiva, a los bebés hay que cambiarlos de ropita a menudo, ya sea por los escapes a la hora del cambio de pañal o porque a veces vomitan después de la toma.

¡Queridas mamás, vais a poner muchas lavadoras!